sábado, 3 de octubre de 2015

Hay tiempo!

España es el único país del mundo que cuestiona la legalidad de Blablacar.
Airnb, Uber, las baterías Tesla, el impuesto al Sol, las absurdas y obsoletas leyes antipiratería etc. nos sitúan a la cola de los países desarrollados en legislación sobre Internet, tecnología y nuevos modelos de negocio.
Es cierto que la apertura a estas nuevas modalidades de empresa y de negocio causarán estragos en otras y otros, los lobbies y sectores que no sepan adaptarse sufrirán las consecuencias, pero otros sabrán aprovecharlas.
Porque no podemos quedarnos atrás como país, no podemos ponerle freno al futuro.
Aún estamos a tiempo, ahora que los partidos están apurando los tiempos para redondear sus programas electorales, es el momento de abrirse a nuevas ideas, de mirar a otros países y de evitar que nos saquen más ventaja.
España cuenta con capital humano, y con las características adecuadas, para ser competitivos e incluso para ser líderes en muchos sectores. Pero hay que ser valientes, hay que apostar fuerte y hay que ser conscientes de que hay trenes que sólo pasan una vez.
Mayor libertad individual y como empresa, menores regulaciones, eliminar trabas al desarrollo, dejar que el mercado evolucione, en definitiva, dejar que cada uno pueda, de forma legal y pagando sus impuestos, ganar dinero con su coche, o ahorrar con su batería doméstica, generará ahorro y empleo.
Quizás, muchos de los políticos de los partidos tradicionales no estén preparados para lo que viene, pero el votante si lo está, y esta falta de sincronía puede pagarse muy cara en las elecciones del 20D.
Pero aún hay tiempo...